Liderazgo femenino que genera valor

Contenido

El mundo de los negocios, en especial en la industria minera, hasta hace algunas décadas, tenía un ‘acento’ predominantemente masculino.

Hoy, la tercera mina más grande del mundo, liderada por una dominicana, evidencia no solo la capacidad de las mujeres para comandar los puestos más altos en una industria extremadamente tipificada de machista, sino también la disposición de una minera de hacer las cosas correctamente siendo ejemplo para la industria.

Así lo demostró Juana Barceló en su alocución hace unos días en la AIRD, esbozando los logros alcanzados por Barrick Pueblo Viejo en materia económica, social y ambiental desde su llegada a la comunidad de Sánchez Ramírez y al país.

Aún para los que conocemos en detalle la operación, su alocución nos inundó primero de una sensación de asombro por todas las metas significativas alcanzadas. Luego se adueñó el orgullo, al ver modelos de gestión de excelencia realizados en nuestro país, demostrando que la voluntad y el deseo de hacer las cosas bien se logra con visión y compromiso #SiPodemos.

Barrick Pueblo Viejo no solamente ha agregado valor, sino que ha reinventado el valor. La visión estratégica le ha permitido reconfigurar su rol en la zona, potenciando las relaciones entre la constelación de actores, proveedores, socios y clientes, con el fin de movilizar la creación de una nueva huella bajo el protagonismo de una combinación de aliados éticos.

Números significativos difíciles de imitar debido a la dimensión de la operación que abarca 4 provincias, 39 comunidades y una impresión positiva a más de 97,000 personas.

Aportes al Estado dominicano en más de US$ 1,602.20 millones en impuestos directos e indirectos.  Una fuerte Inversión social que abarca múltiples dimensiones, sobrepasando los US$35,054,568.46 con un gran enfoque en el ser humano, a través de campañas de bienestar social.  La dinamización de la economía nacional en compras a proveedores locales y nacionales en más de US$3,208,758,988.42.

Con un emotivo video denominado “Yo Soy de Aquí, Yo Soy Barrick”, la CEO mostró el activo más valioso después del oro: su capital humano.  Una fuerza laboral que sobrepasa los 2,200 colaboradores siendo el 95% dominicano y gran parte de este compuesto por femeninas, ha permitido que miremos la minería de manera diferente.

Quien ponga en duda la capacidad y el liderazgo femenino en todas sus formas, seguro vive en el pasado.  Juana Barceló demostró por demás que las mujeres podemos presidir y asumir grandes retos con la misma idoneidad que los hombres.

La diversidad de género a nivel corporativo ya excede de una política responsable o de conquistas extemporáneas en el universo empresarial. Tenemos una exponente más, qué con altas calificaciones, saca la cara por las demás.

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin

Te puede interesar...